jueves, 26 de noviembre de 2015

EL CURIOSO FENÓMENO DEL TERREMOTO DOBLE


PUBLICADO EN VARIOS MEDIOS
Un grupo de personas a las afueras del aeropuerto Velasco Astete en Cusco (Perú) tras el terremoto doble./ Efe

La Naturaleza es capaz de sorprendernos siempre y de manera continuada. La sensación no puede dejar de seguir siendo la de un profundo respeto ante tanta demostración de poder.


Esta pasada madrugada del 24 al 25 de noviembre de 2015 se ha producido en algún lugar de la frontera entre Perú y Brasil un fenómeno que casi no tiene precedentes por su simultaneidad y magnitud: un terremoto doble con dos eventos de escala 7,6 en cinco minutos ha sido sentido en al menos siete países. Los habitantes de Brasil y Perú lo han vivido bajo sus pies, han enviado fotos y videos sobrecogedores por las redes sociales. Chile, Bolivia, Argentina, Colombia y Venezuela también reportan testimonios de ambos temblores.

Este evento sísmico afortunadamente no pasará a la historia por haber sido destructivo y derivar en numerosas víctimas o grandes pérdidas económicas, se quedará en los círculos de expertos como una curiosidad, explicable, pero que nos ayuda mucho a comprender la poderosa dinámica profunda de este planeta que nos sustenta.

El foco de ambas descargas desmesuradas de energía (equivalentes a unas 300.000 bombas atómicas como las de Hiroshima, o dos millones de toneladas de TNT) ha sido a más de 600 km de profundidad. Por ejemplo el de Lorca en España en 2011, nuestro último terremoto que tantos daños y víctimas produjo, fue entre 1 y 3 km, esta es una manera de explicar por qué este terremoto doble (7,6 y 7,6) no ha sido tan dañino, en el caso de Lorca (5,1) un latigazo de cinco segundos con una energía diez mil veces menor fue capaz de matar, arruinar gran parte del patrimonio, hundir sectores económicos completos y dejar en la calle a miles de personas.

El origen de este descomunal fenómeno natural hay que buscarlo en el descenso bajo el continente americano de la placa de Nazca, una zona sísmicamente activa hasta profundidades de unos 200 km. A profundidades de entre 200 km y 500 km casi no muestra actividad, pero la placa de Nazca es nuevamente activa entre profundidades de unos 500 km y 650 km.

La placa de Nazca choca contra la placa sudamericana
La parte profunda de la placa de Nazca fue hundiéndose bajo Sudamérica durante unos 10 millones de años o algo más, para descender hasta este punto que hoy nos muestra su más desmesurado gesto. Hay un precedente importante: el terremoto de Ojotsk (Rusia) de 2013 con una magnitud de 8,3 que se generó a 608 km de profundidad y se sintió en toda Asia, desde Moscú hasta Vladivostok, pero también en todo el Pacífico hasta la costa oeste de los Estados Unidos.


Antes de 2013, el terremoto de profundidad de foco más grande registrado fue un evento de 8,2 que se produjo a una profundidad de 631 km dentro también de la placa de Nazca cerca de la frontera norte de Bolivia en 1994, aproximadamente a unos 500 km al sureste de los de hoy.

El terremoto de Bolivia también fue ampliamente sentido en todo Estados Unidos y América del Sur. Los terremotos profundos en esta región se generan hasta ese límite de 650 km concentrándose en dos zonas: una que corre por debajo de la frontera Perú-Brasil y otra que se extiende desde el centro de Bolivia hasta el centro de Argentina. Estos terremotos generalmente no presentan grandes magnitudes y sólo los registran los sismógrafos, es muy raro que se produzcan de manera tan desmedida como los comentados anteriormente o los dos de anoche. El de Bolivia de 1994 bien puede considerarse una excepción, pero ostentó durante casi una década el récord de terremoto profundo sentido en amplias zonas del planeta, hasta el de Ojotsk en Rusia, que actualmente sigue en lo alto del podio.

Las réplicas de este último y singular terremoto doble de 7,6 y 7,6 se están produciendo por decenas, algunas con magnitudes mayores de 4,5 pasan desapercibidas. Son los aparatos de medida los que nos muestran que la zona sigue temblando. No obstante los científicos seguiremos atentos, pues la Naturaleza es capaz de sorprendernos siempre y de manera continuada. La sensación no puede dejar de seguir siendo la de un profundo respeto ante tanta demostración de poder.

EPICENTRO DEL TERREMOTO DOBLE DEL 24 DE NOVIEMBRE DE 2015 (7,6 - 7,6) A MÁS DE 600 km DE PROFUNDIDAD


EN RADIO EUSKADI, LA MECÁNICA DEL CARACOL CON EVA CABALLERO
(a partir del minuto 26)